Ciudadanos

PROVINCIA

Calificar informacin

Economía

Finanzas del Sector Público

Desde la crisis económica de los años 2001 y 2002, la política fiscal de la Provincia se orientó a i) mantener el superávit fiscal, ii) reducir los impuestos provinciales y iii) promover la actividad comercial en la Provincia.

Mantenimiento del Superávit Fiscal: Luego de un resultado primario y financiero negativo registrado en el año 2002, la Provincia ha obtenido superávit primario y financiero en el período 2003 a 2008, debido al aumento significativo de los ingresos como resultado de la recuperación de la actividad económica – tanto en la Provincia como en la Nación y debido a las mayores transferencias de impuestos provenientes del Gobierno Federal – así como por la adopción de medidas para lograr una recaudación de impuestos más eficiente en la Provincia. Los ingresos totales aumentaron a una tasa anual promedio del 27,7% entre 2003 y 2008, mientras que los gastos totales crecieron a una tasa promedio del 26,2% durante el mismo período.

Reducción de los Impuestos Provinciales: En el año 1999, a fin de promover la reactivación de la economía, la Provincia lanzó una nueva política tributaria mediante el Decreto Provincial Nº 1.538/99. Esta política aún se mantiene vigente debido a su éxito. La Provincia redujo los impuestos provinciales un 30% y concentró sus esfuerzos en la recaudación creando tribunales fiscales especiales, alineando procedimientos, así como también empleando un grupo capacitado de funcionarios (la Policía Fiscal) para supervisar el cumplimiento. Además, durante la crisis 2001-2002, la Provincia ofreció descuentos del 10% en caso de pago de los impuestos provinciales en efectivo. Mediante esta reducción significativa de los impuestos provinciales, la Provincia redujo la evasión fiscal, fomentó el pago oportuno de impuestos y promovió la actividad económica. La Provincia también ha implementado otras políticas vinculadas a la administración de los impuestos provinciales, tales como:

(i) la expansión de la base de contribuyentes aumentando los metros cuadrados de las propiedades sujetas al impuesto inmobiliario, así como también aumentando el número de contribuyentes inscriptos en el régimen del impuesto a los ingresos brutos y el impuesto automotor aplicable a los automóviles registrados en la provincia,

(ii) la adquisición de nueva tecnología para aumentar la eficiencia y

(iii) el seguimiento a los grandes contribuyentes.

En el mes de agosto de 2008, la Legislatura sancionó la Ley Provincial N° 9.505 en virtud de la cual se suspendieron ciertas exenciones fiscales para el sector industrial cuya base imponible atribuible a la totalidad de actividades desarrolladas supere la suma de Ar$ 1,3 millones y para el sector de la construcción hasta el 31 de diciembre de 2010, se incrementó el impuesto inmobiliario rural hasta el 31 de diciembre de 2011 a fin de obtener fondos para proyectos de infraestructura pública y se incrementó la alícuota del impuesto a los ingresos brutos aplicable, entre otros, a los sectores de la construcción, agrícola, manufacturero, eléctrico, del gas, agua, el transporte y otros servicios. Sin perjuicio de lo anterior, la Ley Provincial N° 9.505 ha prorrogado la reducción fiscal del 30% a favor de los contribuyentes que se beneficiaban con la misma, al tiempo que para aquellos contribuyentes de menor nivel de facturación que realizaran actividades comerciales y de servicios mantuvo las alícuotas reducidas existentes.

Promoción de la Actividad Comercial en la Provincia : La Provincia promueve las actividades comerciales dentro de su territorio ofreciendo un entorno de facilitación del comercio mediante la aplicación de una baja presión tributaria y ofreciendo acceso a una fuerza laboral idónea y calificada, lo cual ha atraído a varias empresas tecnológicas multinacionales tales como Motorola, Intel, Indra y Electronic Data Systems Corporation (“EDS”).

Principales Fuentes de Ingresos Públicos: En el año 2008, el 90% de los ingresos totales de la Provincia provinieron de la recaudación de impuestos federales y provinciales.

En promedio, de 2004 a 2008, la recaudación fiscal provincial representó el 31,1% de los ingresos totales, mientras que las transferencias en virtud del Régimen de Coparticipación representaron el 61,6%.

Transferencias en virtud del Régimen de Coparticipación: El Gobierno Federal está obligado por ley a transferir a un fondo de coparticipación el 100% de todos los ingresos provenientes de la recaudación de impuestos al consumo aplicados sobre diversos bienes no básicos, el 89% de los ingresos por recaudación del impuesto al valor agregado, el 64% de los ingresos por recaudación del impuesto a las ganancias y el 30% de los ingresos por recaudación del impuesto a las operaciones financieras. En virtud de la Ley de Coparticipación, el 15% de los fondos coparticipados se asignan al sistema federal de seguridad social. El saldo se distribuye entre el Gobierno Federal, la Ciudad de Buenos Aires y las provincias de la siguiente manera: el 42,3% del saldo se asigna al Gobierno Federal para cubrir sus propias necesidades y realizar transferencias a la Ciudad de Buenos Aires y el 2% se asigna como compensación especial a ciertas provincias (Buenos Aires, Chubut, Neuquén y Santa Cruz), el 1% se transfiere al Fondo de Aportes del Tesoro Nacional, una reserva especial para situaciones de emergencia y el 54,66% restante se asigna a las provincias de acuerdo con porcentajes establecidos en la ley de Coparticipación de Impuestos N° 23.548 sancionada en el año 1988 (la “Ley de Coparticipación”). En la actualidad, la Provincia tiene derecho a recibir el 9,22% de los fondos asignados a las provincias en virtud del Régimen de Coparticipación (es decir, el 9,22% del 54,66% asignado a las provincias).

Además, la Provincia recibe otros pagos y transferencias provenientes del Gobierno Federal que incluyen: el Fondo Nacional para la Vivienda (el “FONAVI”), el impuesto sobre los combustibles, el impuesto a los bienes personales, el impuesto a las ganancias, los servicios nacionales transferidos y otras transferencias federales.

Ingresos por Impuestos Provinciales

Los siguientes son los principales impuestos provinciales:

el impuesto a los ingresos brutos, fuente principal de ingresos provenientes de impuestos provinciales,

el impuesto inmobiliario,

el impuesto de sellos aplicable sobre ciertas categorías de contratos y operaciones celebrados por escrito dentro de la Provincia o que surten efectos en el territorio provincial, y

el impuesto automotor que se aplica a los automóviles registrados en la Provincia.

Volver
Compartir en WhatsApp (Sólo dispositivos móviles)